Fascículo #112

Reinaldo Rojas, asistente ejecutivo del ministro de Educación Superior de Venezuela

Entrevista a Reinaldo Rojas

Alex Salebe

Versión en PDF


Reinaldo Rojas (izq) es doctor en Historia, profesor titular de la Universidad Pedagógica Experimental Libertador-Instituto Pedagógico "Luis Beltrán Prieto Figueroa" de Barquisimeto, fundador del programa de Maestría en Educación mención Enseñanza de la Historia y posee una contrastada carrera académica y política. Ha sido condecorado por su trabajo de historiador e investigador y ha publicado varios libros. Es invitado como ponente por universidades de Europa y América. En la imagen aparece durante la entrevista concedida a Crónicas y Canal (L) en la plaza del municipio lanzaroteño de Yaiza.

-Ya que participa como ponente en un curso de verano de la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria titulado ‘Crisis Económica y Alternativas', ¿Cuáles son las alternativas realizables que plantea Venezuela ante un difícil escenario económico?

Tenemos como posición que las salidas a estas situaciones de crisis que se están viviendo no son individuales, es decir, no son salidas de carácter nacional. Estamos planteando desde que se inició el proceso político venezolano la integración de nuestros países en un bloque que sea capaz de tener una posición de mayor peso en la escena internacional, y esa integración, que está orientada por el pensamiento del Libertador Simón Bolívar, ha venido avanzando progresivamente en programas muy concretos con planteamientos como el ALBA, que es la alternativa bolivariana para América Latina al proyecto del ALCA del gobierno norteamericano que era fundamentalmente una integración de mercado. Nosotros hablamos de una integración de pueblos, de culturas y de una integración para el desarrollo integral de nuestras naciones. Respetamos las diferencias políticas y trabajamos en frentes relacionados con el fortalecimiento de la integración económica pero no con el sentido capitalista de la competencia y de la ganancia, sino de integrarnos, por ejemplo, en el caso de Venezuela como país petrolero, compartiendo nuestras posibilidades con países del continente y las posibilidades que tienen otros países. Queremos fortalecer Mercosur como una alternativa desde el punto de vista económico y ya el presidente Chávez ha puesto a circular la idea del Banco del Sur porque gran parte de los fondos que generan nuestros países y que van a instituciones como el Fondo Monetario Internacional después es difícil acceder a ellos. Muchos de esos fondos están siendo utilizados para salvaguardar grandes empresas y bancos, que seguramente son necesarios para estabilizar procesos económicos en los países desarrollados, pero también necesitamos una banca que sea capaz de estar presta a utilizar los recursos del capital para las diferentes necesidades que tienen los países y para que no hayan políticas dirigidas a afectar a los trabajadores con el desempleo y a los sectores más vulnerables.

-Hoy por hoy se prevé una drástica reducción de la protección social en todo el mundo. Venezuela ha apostado fuertemente por la educación y la salud pública en los diez años de Revolución Bolivariana. ¿Son los pilares de este proyecto político?

En el campo educativo el área más importante ha sido el sector superior en la medida en que la educación básica y media ya venían con un proceso de expansión, pero hemos fortalecido las infraestructuras. En la educación superior, que es la que me compete, puedo decirle que estamos tratando de cerrar la brecha de la universidad pública que quedó rezagada en las dos últimas décadas del siglo veinte y por lo que muchos jóvenes se han quedado sin poder ingresar a ella. En el sistema educativo hay unas quinientas mil personas que participan de la universidad pero hay otras quinientas mil que están fuera. A través de lo que se conoce como misión Sucre nos hemos propuesto preparar esa población que se quedó fuera del sistema educativo superior y que forma parte de las políticas de inclusión del Estado venezolano actual. Trabajamos duramente para ampliar la cobertura y para garantizar a la juventud venezolana, la mayoría de la población del país, el acceso a la educación superior como un derecho ciudadano y como una posibilidad de transformar el país desde las bases de la educación.

-Podrá Venezuela convenir con Canarias proyectos educativos y sanitarios? Las relaciones con Cuba, por ejemplo, en estas materias han sido muy positivas.

Nosotros hemos rescatado un modelo educativo vinculado fundamentalmente al desarrollo integral de la persona y especialmente el caso que usted toca, el de la salud, un modelo de formación del médico más vinculado a la comunidad y a la prevención. En ese sentido hemos ampliado la cobertura iniciada por Cuba en la medicina integral comunitaria con programas desarrollados en dos escuelas. Una en Caracas, que se llama Escuela Latinoamericana de Medicina, abierta también a estudiantes de otros países del continente. Nosotros históricamente estamos muy vinculados a Canarias y debemos fortalecer nuestras relaciones.

-Por qué en Venezuela hay un Ministerio de Educación y otro exclusivo para la Educación Superior?

Esa fue una decisión tomada por el presidente Chávez en base a que en el caso de la educación nosotros teníamos un Ministerio que tenía concentrada la educación básica general, la educación superior no universitaria y la cultura, entonces, la ratificación del carácter autónomo de la universidad venezolana y la ampliación de este sector en este proceso político nos ha llevado a darle cartera ministerial a la política educativa superior. Es un Ministerio joven que se inicia en 2004 y ahora es la tercera gestión que se hace bajo la dirección del Doctor Luis Acuña, profesor universitario y actual ministro de Educación Superior. Yo soy el asistente ejecutivo de él.

-Antes hablaba de los esfuerzos integradores para defender la región y sus recursos naturales. ¿Consideran el golpe militar en Honduras una agresión al ALBA (Alternativa Bolivariana para los pueblos de América y el Caribe)?

Creo que no solo es una agresión al ALBA, a la que Honduras se había incorporado recientemente. Tenemos que rechazar todas esas acciones de fuerzas que interrumpen los procesos democráticos que se han venido desarrollando en el continente desde el Sur, desde los Andes, desde Centroamérica y de América Latina en general, que ha vivido etapas terribles y dictaduras. Tenemos que ser muy celosos en el resguardo de la democracia y por eso la reacción de todos los países latinoamericanos. La lucha en Honduras no solo es por las instituciones sino también por el pueblo hondureño que defiende en la calle su sistema democrático. No se puede olvidar que Honduras venía de una larga dictadura. Tenemos que estar al lado de Honduras para que de una vez por todas se vaya ese fantasma de la dictadura. Queremos que el siglo veintiuno sea un siglo de participación y de democracia verdadera y es lo que estamos logrando en América Latina. Si dejamos pasar situaciones como la de Honduras, estamos dejando un espacio para el regreso y eso no es posible.

-¿Les preocupa la imagen que de Venezuela quieren trasmitir sectores fuera y dentro del país en el sentido de que es un país regido dictatorialmente por un loco populista, que es como descalifican al presidente Chávez?

Todos los procesos políticos que tienen como característica el cambio y la búsqueda de nuevos caminos para los pueblos siempre son satanizados y combatidos, pero los pueblos del mundo han venido evaluando la situación. Nosotros tampoco creemos que estemos viviendo una situación idílica. En Venezuela estamos luchando con sectores que no son proclives a los cambios y que prefieren volver a tiempos pasados, pero lo hacemos en democracia fortaleciendo la institucionalidad democrática, dándole al poder electoral el sitial que merece como mecanismo de cambio que requiere la población. Y eso ya se ve por encima de las campañas mediáticas que han tratado de mostrar una situación totalmente diferente.

-¿Quiere Venezuela imponer sus criterios a países vecinos? 

De ninguna manera. Hemos respetado a nuestros vecinos. Por ejemplo, sabemos que con Colombia hay diferencias ideológicas entre los presidentes y sin embargo por encima de las diferencias hemos actuado siempre tratando de salvaguardar la democracia porque la unidad que estamos tratando de construir está fundamentada en la diferencia y el respeto al otro.

-Usted es un hombre de academia, es profesor universitario y ahora ostenta un alto cargo en el Ministerio de Educación Superior de Venezuela. Una isla como Lanzarote, con más de 150.000 habitantes, no tiene un campus universitario porque los políticos en mucho tiempo no han sido capaces de acordar su localización. ¿Qué representa para una sociedad la institución universidad?

La universidad no está reducida a una infraestructura física. Debe estar presente en toda comunidad incluso en la labor que se desarrolla desde el punto de vista comercial y turístico. La universidad tiene que estar a la vanguardia de todos los procesos de innovación tecnológica y formativa. En Venezuela estamos adelantando la municipalización de la educación superior porque la universidad estaba centralizada, ubicada en las capitales de los estados, a una universidad vinculada a toda la comunidad. Es un esfuerzo extraordinario que supone muchos recursos económicos y humanos pero sabemos que tendrá unas consecuencias importantes para nuestro país. Es parte del proceso revolucionario venezolano y estamos creando cincuenta universidades. Además de las universidades que tenemos, estamos construyendo cincuenta campus universitarios para que los ciudadanos no tengan que trasladarse a estudiar a las capitales de los estados. La universidad es un espacio de crítica y reflexión.

-Se acusa a Venezuela de utilizar el petróleo para comprar voluntades de terceros países. ¿Cuál es la respuesta del Gobierno de Chávez?

Es al contrario. Nuestra política es de integración y estamos haciendo del petróleo una herramienta para cumplir con ese objetivo. Hemos ampliado la política de Petrocaribe, que viene de la gestión del gobierno de Carlos Andrés Pérez, para vender el petróleo con mejores condiciones de pago a países del Caribe que tienen dificultades para la compra del combustible. No es una negociación de carácter especulativa y prueba de ello es que cuando aumenta el precio del petróleo mantenemos las políticas dirigidas a ciertos sectores. Es más, hemos acordado con algunos estados de Norteamérica, que viven situaciones críticas, mejores condiciones de venta del petróleo. Es una prueba de que el recurso natural es utilizado para mejorar las condiciones de vida de los pueblos.

-¿En diez años de gestión del presidente Chávez están satisfechos con la mejora de la economía real del pueblo venezolano?

No le voy a decir que estamos totalmente satisfechos porque hay muchas cosas por hacer y debemos seguir avanzando en la atención sanitaria, en la mejora de las condiciones educativas y en otros aspectos ya que el déficit que había de inversión pública era muy grande, pero es evidente que en las investigaciones que hacen los organismos internacionales como la FAO o la UNESCO se ven buenos índices que son producto de la realidad que está viviendo el país. Sin duda, en Venezuela se están haciendo grandes esfuerzos en temas sociales.

-Finalmente. ¿Está preparada Venezuela para cuando falte el presidente Chávez?

Estamos viviendo un proceso democrático y lo que pasa en Venezuela no se reduce a la actividad del presidente Chávez, que es una figura fundamental como líder. Hay un pueblo que está luchando y que tiene conciencia de sus aspiraciones de desarrollo. Detrás de la figura política hay un pueblo que es el que ha hecho posible todo el proceso revolucionario y es el que lo sustenta. Agradezco la oportunidad que me ha brindado para comunicarme con el pueblo de Lanzarote y decir que para nosotros siempre es muy grato estar en Canarias y compartir estas preocupaciones porque efectivamente entre los pueblos de Venezuela y Canarias hay una fuerte vinculación histórica y sabemos que los acontecimientos de Venezuela son de interés para Canarias como para nosotros es muy importante lo que pasa en Canarias.