Fascículo #125
Entrevista

Entrevista del quincenario

Presidente de FUNDARTE

Versión en PDF


Freddy Ñáñez, mejor conocido como Chucho, nació en 1976 en la populosa parroquia de Petare. A los trece años se trasladó al Táchira donde vivió hasta hace casi un mes. Es titiritero, poeta y periodista autodidacta. Fundador de la editorial alternativa Nadie Nos Edita Editores y Buena TV, primera televisora cultural del Táchira. Es miembro de la Red Nacional de Escritores de Venezuela. Dirige la revista Sujeto Almado. Ha publicado varios libros de poesía:
Todos los instantes (2000), Un millón de pájaros muertos (2004), Los hombres que vienen de morir (Colombia, 2004), Fuego donde dice paraíso (2004), Bajo palabra (2005), Suma del árbol (antología personal, 2006) y Sangradas Escrituras: antología de la nueva poesía en la frontera (2007).  

En 2004 recibió el Premio Nacional Certamen Mayor de las Artes y las Letras con Fuego donde dice paraíso. En 2005 ganó la Bienal Juan Beroes con el libro Bajo palabra. Ese mismo año la agrupación Títeres Kinimarí recibió el Premio Nacional de Teatro de Muñecos. En 2009 conquistó al jurado de la Bienal Ramos Sucre con su poemario Postal de sequía, aún inédito.

"Gracias a la política editorial que venía desarrollando con Nadie nos Edita Editores asumo la coordinación de la Plataforma del Libro y la Lectura en el Táchira por varios años. Luego asumo la Dirección General del Gabinete de Cultura de 2008 a 2010, hasta que me convocan para que forme parte del equipo del alcalde Jorge Rodríguez en cuanto al programa cultural y asuma la presidencia de FUNDARTE", señala Ñáñez, cerrando así el sucinto recuento de sus últimos desempeños laborales vinculados al quehacer cultural bolivariano socialista. 

FUNDARTE dentro del Plan Caracas Socialista

Akaida Orozco: ¿Cómo recibe su reciente nombramiento como presidente de FUNDARTE? ¿Cuál es su propuesta de gestión?

F. Ñ: Hay una propuesta ya que es el Plan Caracas Socialista que surge no desde la idea de un hombre, no desde la buena intención de la teoría sino desde la consulta profunda que hizo el alcalde durante su campaña que consistió en la sistematización de mesas de trabajo en las comunidades a partir de las cuales se comenzará a conformar un gobierno donde verdaderamente participen las bases. Se hicieron mesas de trabajo para sobre vivienda, salud, educación, seguridad y también sobre cultura. En esos contenidos ideológicos, en ese sentir, en esos planteamientos políticos, filosóficos que surgieron están los insumos para nosotros formular los proyectos y ejecutar las políticas culturales de la alcaldía. Yo tengo la suerte de ser escritor y de coincidir en la filia, en el amor que sentimos tanto Jorge (Rodríguez) como yo por la literatura porque él es un narrador, un escritor. De manera que una de las cosas que me pidió es que reimpulse un fondo editorial tan importante como el de Fundarte y que interprete o traduzca todo el plan de acción de la Caracas Socialista en una gestión cultural que sea pertinente, coherente, efectiva y sobre todo que repose sobre el mandato popular.

Esto no es demagogia, se hizo realmente un diagnóstico importante donde la gente planteó cuáles son los conflictos a atacar y cuáles son los pasos que se deben seguir para solventarlos. Yo asumí este cargo para seguir ese mandato que obedece, no solamente los lineamientos de la Caracas Socialista del alcalde, sino para seguir la voz originaria de los colectivos artísticos organizados y de las comunidades.

A. O: ¿En qué condiciones le entregan la institución y cuáles son las transformaciones inminentes que deben hacerse en esa institucionalidad?

F. Ñ: Fundarte es una institución que tiene 35 años de fundada, que fue fundada además bajo otro esquema político, bajo otra subjetividad política y con unos fines distintos para una sociedad totalmente distinta a la que somos ahora. Nuestro planteamiento es ejecutar un plan más que rendirle culto a una institución o más que seguir en el camino inerte por el que esta institución ya venía andando.

Hay una conducción política que es la que nos da a nosotros el programa a seguir y que se fundamenta el trabajo permanente con las comunidades. Queremos fortalecer tres ejes fundamentales que son la organización, la formación y la creación. Tres elementos fundamentales para mantener nuestras tradiciones vivas, combatiendo el etnocidio cotidiano que plantea la industria del entretenimiento, de la monocultura, del conocimiento, la cultura de consumo. Fortalecer además las posibilidades creativas para, ante el poder hegemónico, tener otras ideas, inventiva, creatividad y tener elementos nuevos que puedan darle a nuestro pasado un futuro. Y que sea la misma gente la que garantice que estos procesos que han sido disueltos, invisibilizados, que han sido combatidos por la industria del conocimiento y marginados, puedan tener buen curso en la medida en que son afines a esas comunidades. Debe construirse eso que Simón Rodríguez llamaba la toparquía, que el tema cultural se erija como un gobierno de ese lugar y que vaya encontrándose con la diversidad que nos asiste como ciudadanos. Esas tres líneas estratégicas están en lo parroquial a través de los Gabinetes de Cultura y los gobiernos parroquiales que van camino a convertirse en la Comuna. En ese sentido el Gabinete de Cultura de esos gobiernos debe ser el sensor espiritual, el termómetro simbólico, el espacio afectivo donde vamos a ir transformando nuestros esquemas ideológicos, éticos y estéticos.

Redireccionando la gestión

A. O: Ya estamos terminando el primer trimestre del año. ¿Cuáles son los nuevos proyectos que desea impulsar desde su gestión en 2010? ¿Piensa darle continuidad a la gestión anterior o hará borrón y cuenta nueva como se acostumbra?

F. Ñ: Nosotros tenemos 12 días de haber asumido la institución. Hemos hecho un trabajo doméstico importante, un reconocimiento a la gente que ha trabajado acá que sin duda alguna tiene una experiencia de mucho tiempo. Yo soy enemigo de cosas como hacer borrón y cuenta nueva o pasar la tabla rasa porque creo que así es como opera el colonialismo, llegar, acabar con la memoria y luego elegir nuevos nombres y nuevas prácticas.

A. O: Bueno, pero muchos que se hacen llamar revolucionarios y socialistas en nuestro gobierno también lo hacen.

F. Ñ: Sí, bueno, así nos comportamos nosotros, como pequeños colonos. Todos tenemos un colono adentro que debemos exorcizar todos los días. Cada mañana debemos plantearnos un programa diario de descolonización que abarca el tema del machismo, de la intolerancia, del autoritarismo y sobre todo el tema de la desmemoria que es la gran tragedia de los países colonizados.

A. O: Entonces, retomemos el tema anterior...

F. Ñ: Nosotros nos planteamos una dialéctica que es superar conservando. Todo lo que sea valioso y hayan sido experiencias exitosas dentro de las gestiones de Fundarte se mantendrán. Porque Fundarte sí estuvo trabajando por mucho tiempo en las comunidades, no es nuevo este planteamiento. Igualmente su fondo editorial tuvo una labor substancial y también tiene una memoria importante en las prácticas de las políticas culturales. Hemos tenido reuniones masivas con todos los trabajadores  y hemos planteado un diagnóstico interno. Debemos dejar de pensar en Fundarte como una isla, como un pequeño eslabón, tenemos que integrarnos a la idea del gobierno municipal y nacional como un solo gobierno puesto que nos gobierna la Constitución Bolivariana de Venezuela, el Plan Simón Bolívar y a nivel táctico el Plan Caracas Socialista. De manera que continuaremos con las experiencias que hayan sido exitosas y vamos a redireccionar hacia donde nosotros junto a las comunidades lo deseamos. 

Creo que esta apuesta planteada por el alcalde es muy importante porque hay una mirada integral de lo que se quiere con la Caracas socialista, apostamos por la visibilización de la diversidad que existe en esta gran ciudad que es la síntesis de todo el país. También hay una apuesta por la tradición cultural que nosotros hemos ido cultivando y transmitiendo de generación en generación desde la resistencia indígena, la resistencia independentista, la resistencia de los años 60 y la de nuestros días.

A. O: ¿Cómo aspira a que la institución cumpla sus objetivos fundamentales en cuanto a la generación de conocimientos, en la formación de una ciudadanía creativa, crítica, solidaria y comprometida con los procesos de identidad local, regional y nacional?

F. Ñ: La situación está dada, nosotros no tenemos que inventar nada acá. Lo que el Estado debe hacer es enfocar su voluntad política y su responsabilidad social hacia las experiencias exitosas que vienen desarrollando tanto las comunidades como los colectivos artísticos organizados. Debemos darle continuidad y fortaleza a esos movimientos, así como a los valores patrimoniales intangibles que aún perviven en Caracas como el San Juan, la Cruz de Mayo, los decimistas, etcétera, que han estado aquí resistiendo por mucho tiempo. No va a llegar el Estado a hacer una política nueva para esto, pero el Estado sí tiene la responsabilidad de preservar el patrimonio intangible de los venezolanos. Queremos que los movimientos culturales y los colectivos artísticos salgan fortalecidos de todo esto y para eso el Estado debe responder responsablemente ante la amenaza del etnocidio, ante el exterminio de los valores simbólicos de nuestro pasado y nuestro presente.

Por otro lado están los colectivos artísticos que están insertos en el tema de lo que llamamos la creación. Aquellos que experimentan continuamente con la apoiesis, con la invención de nuevos códigos o la recreación de viejos códigos, ahí también hay muchas experiencias exitosas en cuanto a los títeres, el teatro, la música, la danza, la literatura. Ya hay colectivos de este tipo que están organizados y que tienen mucho que enseñarnos a nosotros. La alcaldía a través de sus diferentes programas de cultura pretende convocar a todos estos grupos y fortalecer donde haya que fortalecer, acompañar donde haya que acompañar y por supuesto crear y propiciar espacios para aquellos que han estado históricamente excluidos por políticas clasistas, racistas y que hoy asumimos como una deuda social en el ámbito cultural.

A. O: Sé que Fundarte ha apoyado fuertemente a comunidades como Antímano, La Vega, San Agustín, Petare, Caricuao, etc. ¿Qué otras comunidades tienen pensado apoyar o reforzar el trabajo que vienen haciendo en pro de ampliar el radio de acción de la institución?

F. Ñ: Ahora mismo comenzamos a hacer el catastro físico y cultural del municipio Libertador para saber cuáles son nuestras fortaleces y debilidades. Una de las cosas que no se ha hecho en las políticas culturales es sistematizar la información, esa es una de las grandes debilidades de la Fundarte con la que nos encontramos. No hay una sala estratégica donde se haya hecho seguimiento y control de las actividades de la institución. De manera que ahorita estamos con los promotores culturales y con los colectivos haciendo la reconstrucción de ese catastro humano y físico del hecho cultural.  

Nuestro objetivo es recuperar, sistemáticamente, los espacios públicos de Caracas porque consideramos que esta ciudad está diseñada no para que transite la gente sino para que transiten los carros, está diseñada no para el encuentro sino para el comercio, nos encontramos entonces teniendo una relación absolutamente negativa con la ciudad en cuanto a los afectos y en cuanto al reconocimiento del espacio público por parte de las comunidades que han estado permanentemente en exclusión. Nosotros debemos pensar en lo cultural no sólo como un programa puntal sino como un eje transversal del gran programa de la Caracas socialista.

A. O: ¿Con qué instituciones trabajarán hermanadamente para alcanzar esos objetivos, porque de nada sirve llevarle una función de títeres o un taller de arcilla a una comunidad que tiene serios problemas de vialidad, de agua, de electricidad, se inseguridad...?

F. Ñ: Sí, nosotros avanzamos en una mesa que se llama Alianza Cultural para Caracas en la que participa el Metro de Caracas, gobiernos del Distrito Capital, Ministerio de la Cultura, CANTV - Movilnet, la ONA, el Sistema de Orquestas Sinfónicas, la Misión Cultura Corazón Adentro, los medios comunitarios alternativos, es decir, todo el Estado desde sus distintas instituciones y responsabilidades.

Por eso es indispensable el tema de la organización y la sistematización. Hay que formarse para organizarse y organizarse para formarse. Creo que desde la promoción de una nueva cultura organizativa de lo social, de lo público, podemos hacer entender que los problemas de Antímano son los problemas del municipio entero, que no vamos a tener una ciudad segura mientras la gente tenga condiciones inhumanas de vida, y donde por otro lado puedes ver los más altos niveles de opulencia, ostentación y banalidad. Puedes ver moles enormes de concreto llamados centros comerciales y por otro lado barriadas empobrecidas durante años que han estado invisibilizadas con un muro simbólico que les impide incluso mirarse a sí mismos como parte de una gran tragedia histórica.

Nosotros creemos que en la medida en que podamos ir transfiriéndole poder al pueblo -por eso el gobierno del municipio Libertador prioriza la conformación de los gobiernos parroquiales- podemos enlazarnos con ese gran interlocutor para desarrollar unas políticas públicas coherentes porque quién conoce mejor la realidad de Antímano que sus propios habitantes.

El tema del ocio mal empleado, por ejemplo, se convierte en el capital humano y virtual para la industria del vicio, para la industria del consumo y para la industria de la violencia, es decir, el narcotráfico, el consumismo extremo que promueven los medios de comunicación masivos, y la industria alcohólica que tiene a este país permanentemente drogado, borracho. Dentro de nuestro programa cultural ofrecemos la posibilidad de que ese tiempo libre que fue esclavizado por el deseo de la sociedad de consumo, por el miedo o la tentación a la metralleta, por la legitimación de la violencia -conformada, por supuesto, por la industria del tabaco, del alcohol y la red internacional del narcotráfico-, debemos recuperarlo para la formación de individuos éticos, con identidad y que tengan horizontes muchos más amplios que aquellos que nos brinda el sistema laboral y comercial en el cual estamos inmersos. La familia venezolana en general, no sólo la de bajos recursos económicos, la de clase media también, padecen la gran tragedia no saber administrar el tiempo libre de sus hijos, ni de ellos mismos y por eso el tiempo libre se convierte en un tiempo esclavizado.

Esa sociedad violenta que tanto acusan los medios de comunicación y sobre la que poco profundizan en sus orígenes evidentemente se sostiene en una legitimación cotidiana de los mensajes que ellos mismos transmiten. Nosotros tenemos que hacer la batalla porque la pelea nos la están ganando la industria del consumo, del alcohol y los estupefacientes.

Actividades de formación y concursos

A. O: Cuénteme sobre los talleres de formación que ofrecerá Fundarte.

F. Ñ: Fundarte tradicionalmente ha hecho trabajo formativo, ha dado múltiples talleres en distintas comunidades así como en espacios públicos. Pero este año nos proponemos, hasta la última semana de marzo, darle un sistema a esos talleres y que esa sistematización se oriente hacia los puntos débiles que tenemos. Queremos trabajar con UNEARTE, por ejemplo, que los estudiantes que deban hacer sus pasantías o sus prácticas docentes trabajen en conjunto con nosotros y tendrán la posibilidad no solo de ofrecer sus conocimientos sino también de construir pensamiento en cuanto a cómo se debe enseñar el arte, la cultura, es decir, una pedagogía cultural y artística en un contexto vivo como el nuestro. Porque las comunidades, los barrios también tienen cosas que enseñarnos y se viven procesos empíricos importantes que tenemos que reconocer.

Hoy, nos proponemos un sistema municipal de las artes, de la música, del teatro, de la danza, de las letras, de artes y oficios, en síntesis, sistemas que puedan estar  al servicio del desarrollo endógeno de las comunidades.

A. O: Concretamente, ¿cuáles son los talleres que tienen planificados?

F. Ñ: Tenemos planificados talleres sistémicos en todas las áreas, es decir, talleres que van desde la formación técnica, pasando por la formación y fortalecimiento de principios ideológicos. A la gente no le preocupa si de su comunidad no sale un premio nobel de literatura, a la gente le preocupa elevar su calidad de vida. Entonces, nuestros talleres no tienen el objetivo de formar genios que luego puedan irse con la editorial Planeta y convertirse en grandes estrellas de la literatura. Ni vamos a formar músicos que después se vayan del país a hacer giras y a venderle su música a grandes sellos disqueros y se hagan millonarios. Nosotros queremos formar con el valor del criterio endógeno, con el criterio del desarrollo patrio y nuestroamericano que poseen valores de solidaridad, de diversidad cultural, de género, de visión patrimonial, histórica y descolonizada. Yo creo que el sistema de las artes está planteado para la descolonización de los afectos y para la reconstrucción de otros afectos que están allí resistiéndose pasivamente y que debemos visibilizarlos.

A. O: ¿Continuarán los concursos literarios, abrirán otros?

F. Ñ: Tenemos el concurso Stefanía Mosca que es un galardón especial que se promovió como un homenaje a nuestra gran escritora y mujer símbolo de la belleza y la revolución en este país, que seguirá abierto al público y que además está muy ligado a nuestro sistema editorial. Este año se reactivan los concursos que tenía Fundarte para escritores inéditos en distintas áreas sólo que abriremos un poco el abanico hacia otras expresiones literarias que no están contempladas en el criterio de las Bellas Artes como por ejemplo la autobiografía, las cartas, las recetas de cocina, los piropos, las anécdotas, es decir, todo aquello que tiene que ver con el conocimiento popular transmitido a través de la oralidad.

A. O: ¿Qué actividades realizarán para promover la lectura e impulsar la producción editorial de la institución?

F. Ñ: El Plan Revolucionario de Lectura que lleva adelante el Ministerio y que va a ser reimpulsado este año, será para nosotros una línea maestra. Estamos ideando espacios en los cuales los escritores puedan reunirse, promover sus libros, proponer sus planes propios, debatir, escribir. Nos encantaría volver a ese momento romántico cuando Caracas era un espacio para la contemplación, para el paseo y para la creación. Hemos pensado colocar puntos de lectura en distintos puntos importantes y hermosos de la ciudad como la Plaza O'Leary, El Calvario, también comenzar a hacer recitales permanentes como un modo de promover la lectura y colocar puestos en la calle con los libros editados por Fundarte, no sólo para la venta sino para la donación y para la lectura in situ. Además tenemos varias unidades que vamos a reactivar y se van a convertir en puntos de lectura ambulantes. A parte de esto queremos conversar con los entes del Ministerio de la Cultura encargados de este plan, con las distribuidoras de Librerías del Sur, de El Perro y La Rana para trabajar articuladamente y unirnos a las expoventas itinerantes que ellos ya vienen haciendo. Queremos lograr que el libro sea parte indispensable de este círculo pero que no sea el fin en sí mismo, porque el fin en sí mismo debe ser la lectura, la transmisión de conocimientos.

Dentro de este sistema que te comento nos proponemos hacer una política editorial nueva que ofrezca libros para toda la población del municipio, es decir, niños, jóvenes y adultos. Recuerda que Fundarte fue quizás la segunda editorial más importante de este país donde se publicaron a los mejores escritores venezolanos, latinoamericanos y de toda la escala planetaria. Yo mismo me formé, literariamente, con muchos libros de Fundarte. Ahora estamos viviendo otros tiempos y nos corresponde pensar en otras estrategias editoriales puesto que tenemos a El Perro y La Rana que es un maravilloso invento del Ministerio de la Cultura. Creo que debemos pasar a la parroquialización de la política editorial, por eso te hablaba de otros géneros como las recetas de cocina, las autobiografías, las cartas, que son expresiones vivas que no están reconocidas como literatura puesto que nos domina un canon occidental que dicta qué es lo que sirve qué es lo que no sirve.

A. O: ¿Por qué tomar los espacios públicos?

F. Ñ: Los espacios públicos son una línea puntual de este gobierno municipal. El espacio público fue concebido durante los cuarenta años de la cuarta república como espacios de nadie, se fortaleció la subjetividad de un capitalismo vigoroso, es decir, la propiedad privada. Nos aliernaron hacia la propiedad privada, nos la deificaron y todo lo que era público fue abandonado, tanto por el Estado -que también era un ente privado en ese momento- como por la gente. Es decir, de la multilock de la casa hacia dentro, un palacio, de la puerta hacia afuera, no me importa nada. De manera que la relación afectiva con el espacio público pasa por la recuperación física de todo nuestro patrimonio urbano que si nos ponemos a ver Caracas es una de las ciudades más hermosas de América Latina. Pero tenemos una ciudad que no entiende y no asume su diversidad cultural porque tenemos una Caracas andina, llanera, oriental, afro, indígena, caribeña, amazónica, etcétera, conformada por los distintos éxodos históricos, por las circunstancias económicas del país y por la geometría del poder centralista que de alguna manera continúa ejerciéndose. Entonces tenemos una ciudad que no reconoce formalmente al inmigrante, al hombre y la mujer del interior, que no reconoce al campesino, al pescador, a los afrodescendientes y se produce en consecuencia una invisibilización, una fórmula de ausencia que han querido convertir en un híbrido que es la caraqueñidad, cosa que evidentemente no funciona puesto que la ciudad no nos reconoce en nuestras diferencias.

En este sentido, debemos reconocer ante todo a la gente que habita en la ciudad. Entender que esa chicha andina que vende la señora en la esquina es patrimonio porque no sólo es una mercancía que se consume sino que es un símbolo de nuestra venezolanidad. Que la ruta de las flores de Galipán, además de ser la forma y el sustento de vida de muchos hombres y mujeres, también es una ruta simbólica y patrimonial. Debemos reconocer e incluir a toda la gente que convive en la ciudad para resolver nuestros problemas afectivos con el espacio público.

A. O: Como escritor y conocedor del área,  ¿cuál es su apreciación de la actividad literaria en Venezuela?

F. Ñ: Este es un país de poetas. De cada diez libros que publican, seis son de poesía. Esta es una tendencia que yo celebro, otros quizás piensan que es un problema, otros que es un indicador interesante. Yo lo aplaudo porque tiene mucho que ver con nuestro temperamento entusiasta, optimista y celebrativo de lo venezolano y lo latinoamericano. Algo maravilloso que pasó en Venezuela fue la desmitificación de la tenencia de la imprenta y la tenencia de la palabra. Hace algunos años, un grupo de intelectuales, de alguna manera, estableció un canon nacional y creyó de forma desacertada que eso era lo que existía de literatura en nuestro país y que esa era la síntesis de todo lo que se escribía y todo lo que valía la pena leer. Y este monopolio no es tributario, en efecto, del talento que existe en Venezuela, sino que obedece a una política editorial miserable y clientelar de otra época. Con los nuevos cambios que se han logrado en estas políticas se ha publicado de todo, cosas muy buenas, cosas muy malas, cosas regulares, pero en todo caso se derrumbó el mito de que aquí la gente no leía y no escribía que fue una de las grandes mentiras que sostuvo la política editorial de la cuarta república.

Hay un movimiento grandísimo en cuanto a las letras. Si esto procura o no calidad, lo dirá el tiempo y el lector crítico pero lo que no podía hacer el Estado revolucionario era seguir sosteniendo una política editorial clientelar y una prohibición tácita de las posibilidades de lectura y escritura del venezolano. Hoy en día lo libros se distribuyen gratuitamente o a muy bajo precio, tenemos Librerías del Sur en todos lados y tenemos una distribuidora que lleva libros por todo el país. Con el cine está comenzando a pasar pero hace falta apostar más todavía por los nuevos discursos, por el video súper 8, por nuevos lenguajes que no estén suscritos a la industria comercial, pero ahí vamos dando buenos pasos.

Música, títeres y poesía en revolución

A. O: Vayamos hacia atrás. Tiene una historia de vida que se pasea por la música, los títeres y la literatura... Cuénteme sobre su trayectoria laboral y artística bastante ligada, además, al hecho social.

F. Ñ: Artísticamente hablando yo he participado de varias experiencias y de varias organizaciones que siempre conjugaron el sentido público y social del arte o el arte inmerso dentro de un proceso histórico complejo. He estado involucrado con el rock político, el llamado punk-rock o hardcore, desde los 14 años estaba en una banda llamada Los Residuos y era la única plataforma política que teníamos en el estado Táchira para responder al tema de las agresiones militares de las Fuerzas Armadas y al ala más conservadora del clérigo que posee esa doble moral andina que conocemos. Ahí participamos de una movida cultural que luego se conformó en una especie de generación que planteaba temas vanguardistas, entre comillas, desde la literatura, el teatro, la danza; impulsamos un movimiento urbano importante. En cuanto a la música no te puedo decir mucho realmente porque yo no soy músico, mi función dentro de la banda era más bien de liderazgo ideológico, de discurso, de combate, de propaganda por la acción. Yo componía las letras de las canciones y hacía el performance en tarima que siempre tenía un sentido antiimperialista, emancipatorio y de beligerancia frente al mundo de las ideas. Esto fue desde 1992 hasta el 2000 más o menos.

El encuentro con el arte viene dado para mí por la necesidad de expresión y de la ruptura con un pensamiento anterior o con una subjetividad que yo considero que caduca en tanto que no explica la diversidad que somos, en tanto que no explica los niveles de angustia históricos que padecemos los venezolanos, en tanto que impide la liberación de toda esa fuerza, esa energía y esos componentes que hacen de Venezuela el país que es. Entonces estábamos suscritos a la contracultura, a un movimiento que planteaba un diálogo irreconciliable con la cultura dominante que en ese momento estaba marcada por la visión eurocéntrica y por una concepción sumamente utilitaria del arte y la expresión cultural.

A. O: También tiene una relación estrecha con el teatro de muñecos. ¿Se considera titiritero?

F. Ñ: Sí, luego estuve con un grupo de títeres que se llama Kinimarí. Lleva el nombre de un río muy importante que atraviesa buena parte del estado Táchira y es el nombre también de una comunidad indígena que resistió fuertemente el coloniaje y de la que no quedó ni la sombra. Títeres Kinimarí es llevada adelante por el maestro Carlos Tovar, con él yo me comienzo a formar no sólo como titiritero sino también como un intelectual orgánico. Si antes había en mí una rebeldía, un interés por romper paradigmas estéticos, con Carlos Tovar me formo en la parte verdaderamente sensible del arte hacia lo social. El arte como forma de organización social, como forma de transmisión, como forma de creación, el espacio que acompaña los procesos históricos de los pueblos. El títere además es un elemento maravilloso porque como dice Carlos Tovar: ‘El títere es el único representante del hombre en la tierra'. Con los títeres nosotros hemos hecho el proselitismo más fuerte desde la ternura, hemos hecho la batalla de ideas más eficiente desde una espiritualidad y desde una sensibilidad importante. Hemos dado combate al sistema desde la reivindicación de los elementos lúdicos e infantiles y también desde la reflexión del papel de los sujetos dentro de su comunidad.

En diez años recorrimos cinco veces todo el estado Táchira con funciones de títeres. Visitamos escuelas, comunidades, aldeas, barrios, espacios no convencionales, canchas, esa fue mi formación integral como artista. Porque el títere condensa todas las artes, reúne la dramaturgia, el teatro, las artes plásticas, la música y la danza, porque adentro del teatrino los titiriteros lo que hacen es bailar para que todo suceda como tiene que pasar. Si yo me pienso como un hombre útil en las artes, creo que es en los títeres donde yo puedo dar lo mejor de mí. En casi todas las demás cosas soy mediocre pero en los títeres logro una posibilidad.

A.O: Desde muy joven se ha involucrado con la escritura. Hoy lleva en su haber varios libros escritos y ha ganado importantes premio nacionales en poesía...    

F. Ñ: Tengo una relación muy importante con la literatura desde muchacho, y eso va desde la escritura de manifiestos políticos, pasando por la escritura de canciones, de guiones para títeres, y luego todo esto se convierte en un lenguaje quizás un poco más íntimo que es la poesía que escribo. A través de la literatura he tenido la posibilidad de llevar adelante lo organizativo que es la edición alternativa de libros. En 1999 formamos en Táchira la editorial Nadie nos Edita Editores que era una organización que visibilizaba el conflicto en las editoriales que significaba no solamente que publicaran a unos y no a otros, sino que advertíamos que en el control de los medios de producción virtuales y simbólicos estaba garantizado el control de los medios de producción materiales. Es decir, que los libros, revistas y medios de comunicación, en manos de los que al final son los dueños de las fábricas y las industrias, estaban controlados por quienes perpetuaban y legitimaban la imposibilidad de un nuevo pensamiento, un pensamiento descolonizador.

Yo me encuentro con el gran conflicto histórico nuestro gracias al maestro Saúl Rivas Rivas que es quien lleva adelante el proyecto del Panteón Nacional y con él comienzo a comprender que el tema de nosotros con los libros es un problema que tenemos, no desde 1999, sino que el problema con la información y con la industria cultural es un problema que tiene más de doscientos años operando en nuestro continente. Gracias a él comprendo que la rabia, la rebeldía y la fuerza con la que nosotros hacíamos aquella música y la intencionalidad que nos asistía no era la violencia tanto como la fuerza, la agresión y la injusticia que se ha perpetrado por más de quinientos años. Y así con los títeres, con la literatura, con la relación con las artes y el mundo contemporáneo.

A.O: Pero usted escribe básicamente poesía, ¿no?

F. Ñ: Sí, soy fundamentalmente escritor puesto que es lo único que depende sólo de mí, agarro una hoja en blanco, escribo y tengo una batalla personal. Sin embargo donde he sido realmente útil como ente social es en los títeres y en la promoción de la lectura. Allí he encontrado la síntesis de todas las inquietudes que tengo.

A.O: ¿Qué actividades realizaba para la promoción de la lectura?

F. Ñ: Yo trabajé en el proyecto Leer es Entender que llevaba adelante el antiguo Consejo Nacional de la Cultura, CONAC. Ya cuando empieza a desconcentrarse y a plantearse una política masiva de libros surge entonces con Juan Antonio Calzadilla Arreaza una generación de formadores para hacer el trabajo robinsoniano de promoción de la lectura. De manera que tuve la oportunidad de acompañar a Juan Antonio Calzadilla, a Miguel Márquez y a Farruco que fueron los autores intelectuales de lo que iba a ser un plan nacional de lectura y un plan nacional de creación literaria.

Entonces, con el proyecto Leer es Entender, con la agrupación Títeres Kinimarí y con Guaicaipuro al Panteón Nacional es la manera como yo empiezo a conformar los elementos más que ideológicos, los elementos éticos para poder ser en este puntual proceso de cambio un sujeto de utilidad pública, un sujeto cuya creación y cuyas experiencias puedan estar al servicio de los demás en la medida en que reconozco esas experiencias ajenas como conocimientos importantes y positivos para mi quehacer individual, íntimo.

A. O: ¿Cómo sueña Freddy Ñáñez una sociedad digna, justa e igualitaria para todos?

F. Ñ: La sociedad justa la sueño y la contrasto todos los días con los que hay. En la medida en que he asumido responsabilidades concretas en cuanto a los programas y la gestión del Estado para generar un saldo de felicidad y bienestar superior al que tenemos, creo que se me ha hecho más difícil pensar en estados ideales. Sueño, pero no pienso en estados ideales, estoy muy concentrado en que el socialismo se traduzca en modos diferentes de solucionar nuestros problemas. Una sociedad justa e igualitaria comienza cuando aceptamos las verdades ajenas y juntos, con las verdades ajenas y las propias, generamos verdades colectivas mucho más amplias. Nuestro aporte es pequeño porque somos personas con muchas limitaciones pero tenemos que dar el todo por el todo en las responsabilidades que nos han dado. Creo en la cultura y creo en el arte como el elemento fundamental de transformación y de liberación más subversivo y más potente que tiene todo proceso de cambio histórico. Por eso dentro del programa que nos hemos propuesto no nos podemos dar el lujo de perder ni un solo día, ni un solo bolívar, ni un solo espacio de realidad para transformar.

 

Comentarios

Rubén Rivas

Venezuela

Chucho, Quienes hemos compartido contigo los sueños y las luchas intensas por hacer de Venezuela un país mejor, te deseamos el mayor de los éxitos desde tu nueva trinchera. Desde Buena TV Rubén Rivas

04 de abril de 2010

Zulay Rondón

San Cristóbal

Alcalde Jorge Rodríguez, usted ha nombrado como presidente de Fundarte al mejor trabajador de la cultura de este país. Joven escritor y honesto. Felicitaciones

01 de abril de 2010

José Francisco Acevedo

Caracas

Pobre Freddy: muchos le dijimos que era mejor escribir que gobernar. Ahora no puede quejarse pues la difamación y la ofensa en este país es un arte. No em sorprende la violencia de mucha gente como el colectivo Susana Miranda (todos sabemos quienes son, los amigos que a diario saludan y están tan cerquita) y muchos algunos clientes y dolientes de la Misión Cultura tachirense que aún no se reponen jjaja pa lante carajito y escucha consejo.

28 de marzo de 2010

maria zotillo

san cristobal

le damos gracias al Alcalde Jorge Rodrguez, por haberse llevado a este bueno para nada, que no hizo nada aquie en sancristobal y no creemos que haga nada en caracas, pura mediates. y menos mal que se llevo a esos colombianos paracos que trabajan con él lastima por la revolucion bolivariana que tienen en sus filas a este tipo de personas boconas y no hacen nada. ya veremos.

27 de marzo de 2010

mireya sanmiguel

CON LA DIVERSIDAD CULTURAL Y LAS TRANSFORMACIONES SOCIALISTAS DE LOS PROCESOS HISTORICOS QUE VIVE EL PAIS, ESTOS MARCAN EL HILO CONDUCTOR DE IDEOLOGIA PARTICIPATIVA DE INCLUSION, LOS REVOLUCIONARIOS DEBEN HACER LOS GRANDES ESFUERZOS POR EL HUMANISMO, AMOR, PACIENCIA, TOLERANCIA Y CONSTRUCCIÓN DEL DISCURSO CULTURAL PARTICIPATIVO DE IDENTIDAD NACIONAL, JUNTOS EN LA VENEZOLANEIDA CONSTRUIREMOS LA PATRIA DEL SOCIALISMO COLECTIVO Y DE RESPETO A LOS DERECHOS HUMANOS DE LA PARTICIPACION Y DIVERGENCIA, PERO FORMANDO LOS COLECTIVOS DE COMPLETA IDENTIDAD NACIONAL, ETICA REVOLUCIONARIA, MUCHAS FELICITACIONES PRAXIS Y TEORIA REVOLUCIONARIA SUMANDO VOLUNTADES Y CONSTRUYENDO LA PATRIA DE BOLIVAR. CANDIDATA AL PSUV CIRCUITO DOS CARACAS (HATILLO, BARUTA, LEONCIO MARTINEZ, BARUTA) NUESTRA ES LA PATRIA HAGAMOS CAMINO AL ANDAR PATRIA, SOCIALISMO O MUERTE VENCEREMOS.-

27 de marzo de 2010

Mauricio Castañeda

Caracas

Es lamentable que el alcalde no considere para la presidencia de Fundarte a un caraqueño o caraqueña del inmenso y comprometido movimiento cultural de nuestra ciudad. Caracas está llena de gente capacitada: cultores (as), animadores socioculturales, sociólogos (as), investigadores (as) culturales, poetas, con el la torta del tachirense Fredy Bernal era suficiente... igual hay que desearle suerte al Farruquero de Chucho...

26 de marzo de 2010

Esmeralda Torres

Cumaná,Sucre

Épale Chucho, a los que te conocemos nos parece acertada esta decisión del Alcalde Rodríguez. Hemos sido testigos de tu compromiso revolucionario desde carajito. Por eso y más recibe un gran abrazo y mi deso que la gestión de ese equipo que te acompaña sea exitosa.

26 de marzo de 2010

RICHARD

San Cristóbal, Táchira

FELICITAMOS CON ORGULLO AL ALCALDE JORGE RODRÍGUEZ, EN PRIMER LUGAR POR ENTENDER QUE PARTE DE LA SALVACIÓN DE CARACAS ES LA PLANIFICACIÓN DE LA CULTURA, Y EN SEGUNDO LUGAR, POR TOMAR EN CUENTA A ESE CARAQUEÑO QUE TUVIMOS LA GRACIA Y OPORTUNIDAD DE CONOCER EN TÁCHIRA; QUIÉN, EN LA TOTALIDAD DE LAS PARROQUIAS DEL TÁCHIRA, EN SUS 29 MUNICIPIOS, EN SUS ESCUELAS Y LICEOS BOLIVARIANOS, TALLERES, COLECTIVOS, NO TUVIMOS LA OCASIÓN DE SER RECIBIDOS CON LA LEALTAD, EL CARIÑO, RESPETO Y PROFESIONALSIMO DE CHUCHO Y SU EQUIPO

25 de marzo de 2010

Luis Garcìa

Puerto La Cruz

Adelante camarada, confiamos en que su gestiòn nos servirà de ejemplo y guìa para seguir haciendo muchisimas cosa en bien de la transformaciòn radical de nuestra patria.

25 de marzo de 2010

yalita

caracas

Ups.. no lo puedo creer soy de SC y ver que personajes como estos dilatan y cacarean con anuencia de personas tan diganas como Jorge me da nauseas, mi respeto por el Alcalde pero que escoja y le ponga lupa a quien nombra que haga una encuesta en Tachira a ver que le dicen de este personaje..

24 de marzo de 2010

Roger Vizquel

Caracas

Carmarada Nañez: tiene un trabajo duro despues que las señoras Belinda y Zuleiva Vivas desbarataron esa institución que, hay que reconocerlo, hacía un buen trabajo antes de que llegaran ellas. No haré caso de lo que se dice de usted por el Táchira. Hay que confiar en sus palabras en las que no hay nada nuevo pero si buena intención. Nuevamente la pregunta (y no la evada): ¿cuáles son los talleres que tienen planificados?. Por cierto, sì hay un censo de agrupaciones, personalidades y manifestaciones culturales en el municipio. Investigue bien antes de hablar. Con todo el respeto y mis mejores deseos le digo: Caracas no es San Cristobal. Ni el Petare de hace décadas donde se formó es como el Municipio Libertador. Saludos !Patria, socialismo o muerte! Venceremos.

24 de marzo de 2010

lazara de armas

Me preocupa grandemente que no hay una politica concreta para la formación artística,para dónde van esos niños,niñas y jóvenes si las ecuelas están destruidas ,tanto las de danza,música,teatro y artes plásticas,todos los talentos quedan sin una verdadera formación,acabaron con el CONAC.estoy segura que pronto le toca al IAEM ,no sabemos que es eso y se trasladó para el ministerio de la Cultura el personal que dicen ellos les era fiel a qué .....me pregunto ,los centros viven en el aire ,sin esperanzas de nada ,disculpeme pero el Camarada Presidente tiene que ponerle el ojo a la cultura están nombrando en cargos extremadamente importantes no solo a personas de la cuarta radicales sino sin el nivel para ellos......

23 de marzo de 2010

Susana Miranda

La Alegría, San Felipe / Venezuela

Héctor El Father Seijas tiene por costumbre desestimar la opinión de las mujeres.. Y arremete con su verborrea contra quien delata su condición de cerdo, de chulo del proceso bolivariano.. Él es quien le carga el maletin a Willy, su patrón, quien le restituye con dádivas los favores recibidos.- Es un adeco nostalgico vestido de rojo. Firma el MARCIANO.. je

22 de marzo de 2010

hector seijas

Caracas/Venezuela

Acertado nombramiento. Susana Miranda es un nombre falso. Ver artículos suyos en Aporrea (11/12!09 y 17/03/10. Aporrea debería verificar la verdadera identidad de los colaboradores. Ver artículo 57 de la Constitución. Susana es un grupo identificado dentro de la derecha chavista.

22 de marzo de 2010

Richard J. Camero

Caracas

Será que en nuestro municipio no hay compatriotas con capacidad para dirigir fundarte??? hace décadas que se fue de caracas. Alcalde jorge no se siga equivocando que lugeo pagamos los trabajadores culturales. mejor hablar menos y poner a la cultura en primer lugar. Le cayo la pava a la cultura popular desde hace un año. RICHARD J. CAMERO CONSEJO COMUNAL GRAMOVEN III

22 de marzo de 2010

ramon davila

caracas

a este señor se le olvida que el plan mas importante del pais y donde debe star enmacaa todoa politica cultural, es el plan socialsita 207-2013. "la teoria sin accion es vana erudicion" ramon davila

20 de marzo de 2010

MANUEL BARRETO

yaracuy

SALUDO POETA Y DEANDOLE LO MEJOR EN FUNDARTE , POR NUESTRO TRABAJO CONSTANTE Y POR SIEMPRE . PARA NO OLVIDAR QUE LA POESIA ES EL MISTERIO MAS HERMOSO DE NUESTRO PLANETA. MANUEL BARRETO DIRECTOR DEL CENTRO EXPERIMENTAL DE TALLERES ARTISTICOS -CETA- SAN FELIPE YARACUY.

18 de marzo de 2010

Malena Ochoa

Caracas

Deben retomar los talleres que eran una alternativa para nuestras comunidades. Que bajón tan tremendo tuvieron el año pasado despues que era lo único que más o menos funcionaba en cultura en Caracas. Ojalá no sean puras palabras. Gracias

17 de marzo de 2010